¿Cómo es cuando un niño tiene 2 madres?

¿Cómo es cuando un niño tiene 2 madres?
Sep 07, 2019

Las tecnologías avanzadas de reproducción dan la oportunidad de dar a luz a un bebé cuando una mujer quiere lograrlo muchisimo, a pesar de que no tenga un hombre en su vida. Se puede escuchar más y más historias en los últimos tiempos cuando un niño fue nacido a través del tratamiento de FIV y un donante de semen, y luego se le crían entre las mujeres.

También a nosotros nos gustaría contarle tres historias de tal tipo donde no hay hombres sino hay mujeres que quisieron ser madres y hicieron sus deseos realidad.

Historia 1: Como una abuela se convirtió en una madre subrogada

Desde su más tierna infancia Helen ha soñado con tener una hija. Pero la primera visita al ginecólogo rompió sus sueños sobre una niña: resultó que ella tenía el síndrome de Roktansky-Kuster o al decir más fácil, la ausencia congénita del útero.

El médico se le explicó: “Esto significa que nunca podrás gestionar y dar a luz a un niño”.

Helen creció, pero no ha podido reconciliarse con su falta de hijos, tomando en cuenta que todas sus amigas dieron a luz a los niños una por una. Al principio había considerado una opción de adoptar a un niño, pero resultó que era muy complicado como Helen no estaba casada, y se lo complicaba mucho el caso.

Y luego leyó en una revista un artículo sobre la subrogación y se le regresó una esperanza de tener un bebé. La persona más cercana era su madre que apoyó su idea por completo. Y aún más. Su madre se le ofreció a ella misma como una madre subrogada. Ya que su edad (con 42 años) y su buena salud se le permitieron gestionar a un niño siendo su propio nieto. Un óvulo de Helen y el esperma del donante se aplicaron en el tratamiento de FIV. 

Así Jessica fue nacida, ahora Helen y su madre le están criando juntas. Tienen una familia muy amigable y feliz que no tiene hombres sino el reino de amor y  armonía.

Historia 2: Dos amigas, dos bebés y ningunos hombres

Julia y Natali han sido amigas desde entonces cuando eran estudiantes. Vivieron juntas en la residencia universitaria, luego alquilaron juntas un apartamento donde siguen viviendo hasta el día de hoy. Cada una de ellas tenía relaciones con los hombres, pero en algún momento se dieron cuenta de que no querían casarse, querían permanecer libres e independientes.

Entonces Julia quedó embarazada y dio a luz a Michael. Su postura ante el matrimonio no se cambió por este hecho y ningun hombre empezó a vivir en su casa. Las amigas siguieron viviendo juntas en un hogar común y se ayudaban mutuamente. Natali tomó mucho cariño a Michael y bromeó diciendo que ella era su segunda madre. Pero una vez se dio cuenta de que también a ella le gustaría dar a luz a su propio niño. En aquel momento no tenía ningunas relaciones con un hombre que pudiera ser padre para su hijo, por lo que experimentó el programa de reproducción humana con un donante de semen y la FIV. Todo salió muy bien y muy pronto en su apartamento empezó a vivir más una niña.

“A mi me desaconsejaron utilizar un donante de semen diciendo que había que esperar a “mi proprio hombre”. Pero no quiero esperarlo. Quiero vivir ahora y criar a un bebé. Ahora me siento cómoda y bien, estoy satisfecha con todo y Julia me apoya mucho. 2 madres y 2 niños están viviendo en nuestro apartamento ¡y nos lo satisface en absoluto!” dice Natali.

Historia 3: Familia “luminosa”

Sofia y Eva ya han vivido juntas como una pareja por 5 años. Sofia siempre ha pensado que tenía que dar a luz a un niño antes de cumplirse 30 años, y cuando se le cumplieron 27 años, le contó a Eva el sueño de toda su vida. “Estaba muy preocupada de que Eve no me apoyaría en este asunto, pero aceptó de inmediato diciendo que también quería tener un niño”, dice Sofia. Después de pensarlo y comentarlo mucho, se decidieron utilizar un donante de semen y recurrir a la ayuda de una madre subrogada.

“Decidimos que daría mi óvulo”, dice Sofia, “y una madre subrogada gestionaría un bebé, sería mejor para nosotras dos. Había mucha emoción y preocupaciones. Eligimos a un donante de semen con mucho cuidado porque queríamos que nos semejara a nosotras dos y nos gustara a las dos. Nuestra madre subrogada no quedó embarazada por la primera vez. No lo habíamos esperado  ... Incluso tuvimos una idea de renunciar a todo, pero el deseo de tener un niño nos conquistó. Seguimos intentando y todo salió muy bien. Cuando Chris fue nacido, ¡estábamos entre las nubes de felicidad! ¡Ahora nuestra hija está creciendo, ya tiene 6 meses y tiene 2 madres que la quieren mucho!”.

Estas tres historias son muy distintas, y al mismo tiempo se asemejan en su camino cómo ir hacia su objetivo sin tener miedo de los obstáculos. Si quiere tener un niño con todo su corazón, nada le impedirá hacer su sueño realidad porque actualmente no hay obstáculos insuperables en el camino.

El Grupo de la Reproducción Humana de Feskov (Feskov Human Reproduction Group) le ofrece los programas de reproducción humana que incluyen un conjunto completo de las tecnologías asistidas que le permiten hacer realidad el nacimiento de su hijo. ¡La gama de nuestros servicios incluye el diagnóstico por completo, la selección de donantes de semen, la FIV, la selección de una madre subrogada y otros servicios reproductivos que le ayudarán a sentir la felicidad de la maternidad!

Recomendado:
  • VIP Guarantee en República Checa
    VIP Guarantee en República Checa
    Detalles
  • PAQUETE VIP todo Incluido
    PAQUETE VIP todo Incluido
    Detalles
  • Deluxe Garantizado parto en los EE.UU
    Deluxe Garantizado parto en los EE.UU
    Detalles

Contáctenos:

X